Dr. Tomás Álvaro.-  Médico y psicólogo

EFECTOS QUE PERDURAN

El efecto del estrés materno sobre el desarrollo cerebral del feto es tal que las modificaciones se hacen permanentes, incluso se pueden observar durante la edad adulta en los animales que se han sometido a experimentación.

  • Y es que, especialmente en esta etapa, el sistema límbico, es decir, el cerebro emocional, se muestra particularmente permeable al efecto de la principal hormona del estrés, los corticoides.
  • Cuando la madre está estresada, también lo está el producto de su gestación, sensible y vulnerable a través de su desarrollo neuronal que está conformando las estructuras y los mecanismos con los que él mismo responderá a sus propias situaciones de estrés.

 

Investigación

BUSCANDO EL ORÍGEN EN LA GESTACIÓN

  • Un grupo de científicos de la universidad de Yale (Conética-EE.UU.) está preparando en estos momentos la publicación de una investigación en la que explican cuál es el mecanismo concreto por el que condiciones como la esquizofrenia, el trastorno de estrés postraumático, el autismo o la bipolaridad se pueden determinar antes de que el bebé nazca.
  • Además, han encontrado los genes protectores que ayudan a que las células cerebrales expuestas a factores de riesgo en la etapa prenatal consigan sobrevivir. Sin embargo, es evidente que aunque se puedan relacionar con estos procesos una serie de genes capaces de responder a una variedad de agresiones ambientales diferentes, dichos genes responden ante un estímulo externo, como por ejemplo, desde un tóxico a una vibración emocional de cariño y protección.
  • El estrés puede inducir el mal funcionamiento de las células vulnerables haciendo que diferentes factores ambientales provoquen la misma alteración o que el mismo tipo de estrés pueda originar diferentes enfermedades, en función del momento del desarrollo en el que se encuentre el bebé intrauterino.
  • La experiencia prenatal definirá tanto la salud como los patrones de conducta de la persona. Lo vivido dentro del útero materno marcará la forma inconsciente de responder ante diferentes situaciones.